miércoles, 10 de octubre de 2012

La Ruta del desayuno (I): La Garriga

Como ya les avanzaba hace unos día, ampliamos el alcance de los post a sitios destacables en los que llevar a cabo la primera (y más importante) comida del día y del que rara vez he visto se preste atención en blogs especializados o en las redes sociales.

No se trata exclusivamente de descubrir sitios sino de reflejar que además de su utilidad como tiendas, restaurantes o bares, son también una opción para comenzar con buen pie la jornada.

Empezamos con La Garriga, cuya tienda en los aledaños de la Plaza de Cuzco se ha visto completada desde este verano con un nuevo hermano en la calle Serrano (y que aún no conozco).

Es quizás una de las mejores opciones que tenemos en la capital para comprar embutidos catalanes a buen precio, pero es aún mejor opción (en mi humilde opinión) para plantarse en la pequeña y generalmente atestada barra, a las 8.30 de la mañana con el ánimo de cargar pilas.

Son magníficas las chapatas con "pernil" o con longaniza, pero si ya han salido de la cocina, no se pierdan tampoco las croquetas o incluso opciones más contundentes como los canelones, acompañados de algún correcto cava por copas que siempre tienen disponible.

No es casualidad que Carlos Herrera declarara hace unos años su afición a utilizar este pequeño local como proveedor personal para rellenar sus tarteras y que utilizaba para evitar los efectos perniciosos de la infame comida que se sirve en la mayoría de las líneas aéreas y por supuesto, en nuestro AVE patrio.

Si aún no lo conocen, ya tienen un buen plan para un sábado por la mañana.

@ladespensadeJAC