martes, 8 de febrero de 2011

Afinar

Seguramente no nos damos cuenta hasta que no reiteramos en la prueba pero tras arduos esfuerzos puedo deciros qué difícil es encontrar quesos en su justo punto en la ciudad de Madrid.

Es cierto que en los últimos años han proliferado establecimientos en los que la variedad de referencias (sobre todo francesas y españolas) era notable pero, ¡qué decir del afinado de los mismos!.

Ni Poncelet, ni la Boulette (en el Mercado de la Paz de Madrid) han satisfecho la demanda de los más exigentes, esos que ya no se dejan impresionar por una vitrina rellena de fourme d´ambert, stilton o epoise aunque afortunadamente eso ha cambiado desde hace apenas 3 meses.

Los Quesos de l´Amelie y más concretamente Javier y su mujer Sandrine, satisfacen a los más exigentes con un número limitado de referencias aunque difícilmente mejor afinadas y con un respeto absoluto por los ejemplares de leche cruda, esos que están vivos y evolucionan, más allá de la eutanasia causada por la pasteurización.

Que ustedes lo disfruten.